SALSA

11:19




SALSA 

¿Cuál latinoamericano que se precie de serlo no ha bailado con mucho “son” una salsa clásica, brava, erótica, o “pachangosa”? Pero… ¿sabes por qué se llama así y cuáles son los ritmos que la componen?

La salsa es uno de los ritmos caribeños más preciado por los latinoamericanos, por su fuerza y sabor al cantarla y bailarla. Ese “son” que se caracteriza como un ritmo complejo al ser bailado e interpretado por otras culturas, en el caso de los caribeños es tan natural, tan nuestro sentir su ritmo que cuando escuchamos una buena “salsita” nuestro cuerpo no puede dejar de moverse al ritmo de su poderosa y sensual melodía. Es una sensación indescriptible.

Ahora bien, ¿te has preguntado por qué se llama salsa? Este poderoso ritmo tiene su origen en nuestros ancestros africanos, quienes entre sus rituales y danzas utilizaban la percusión, congas y panderetas como sus instrumentos claves. Como casi toda la música latina, ha servido de resguardo de nuestras raíces y ritmos heredados de la maravillosa mezcla de europeos, indígenas y africanos, lo que hace que, en cierto modo, se constituya como una marca de identidad de lo que somos ante el mundo.

Por tal razón es que en Cuba, particularmente por la emigración de haitianos a  mediados del siglo XIX, este pintoresco sonido comienza a fusionarse con el mambo, el guaguancó y, posteriormente, dada la emigración de latinos a Nueva York, en especial, puertorriqueños, este ritmo adquiere sonidos del jazz también. Algunos señalan que su nombre deviene de algunos músicos puertorriqueños que decían en las fiestas “vamos a ponerle kepchut a este baile” haciendo referencia a la salsa picante que hace sudar y exalta los sentidos.

Si quieres conocer más sobre este apasionante género ingresa a este enlace:

Es así como comienza a popularizarse por todo el mundo, gracias a la agrupación salsera Fania All Stars, la cual estuvo compuesta por los mejores soneros considerados en la actualidad. Esta se hizo muy famosa y realizó giras importantes por el mundo haciendo de este ritmo uno de los más conocidos como parte de la cultura americana y caribeña.

A partir de los años setenta del siglo pasado artistas como Héctor Lavoe, Oscar de León, Cheo Feliciano, Tito Puente, Celia Cruz, Rubén Blades, Willie Colón, Joe Arroyo (varios de ellos pertenecientes a La Fania), sirvieron como trampolín para hacer de la salsa uno de los ritmos más queridos, cantados y bailados por los latinoamericanos. Así como distintas agrupaciones entre las que se encuentran la Sonora Matancera, Grupo Niche, por mencionar algunos.


En la década de los noventa, la salsa sufrió transformaciones pasando de ser un género “bravo”  a emplear melodías más tranquilas, seductoras y románticas a la que se le conoce como “salsa erótica”. Entre sus máximos exponentes podemos mencionar a Marc Anthony, La India, Eddy Santiago, Gilberto Santarrosa. Sin embargo, nada como una salsa brava para mover el esqueleto y hacernos sudar.

¿Te atreves a bailar salsa? No te arrepentirás. Así no seas latinoamericano te contagiarás fácilmente de la alegría, ritmo, picardía y la sensualidad que la caracterizan.


Para más información ingresa a:

Le puede interesar

0 comentarios